Dolor de espalda

En Madrid, y por lo general en las grandes ciudades, el dolor de espalda es la causa más común por las que la gente acude al fisioterapeuta u osteópata. A todos alguna vez nos ha dolido la espalda, y a mucha gente le sucede de manera habitual, y la mayoría de la gente ni si quiera saber a qué se puede deber exactamente ese dolor.

Tipos de dolor de espalda

Espalda de hombre doloridaEl dolor de espalda te puede limitar mucho en tu vida cotidiana. En el momento en que tenemos limitación de movimiento en nuestra espalda por cualquier tipo de dolor, nos afecta a cualquier movimiento que queramos hacer.

Los dolores que se pueden sufrir en la espalda pueden ser generales e inespecíficos en toda la espalda o localizados y concretos en un punto. También puede ser un dolor punzante (como si nos clavaran un cuchillo), como un quemazón, eléctrico (como si nos diera un calambre)…

Cuando un dolor de espalda nos dura más de tres meses, tenemos que empezar a hablar de un dolor crónico. Por lo que es muy recomendable intentar no llegar a este punto e intentar tratar la lesión antes de que pase todo este tiempo.

 

 

 

Posibles causas del dolor

El dolor de espalda es debido a muchísimos factores, entre ellos los más importantes y comunes son:

– La postura: Una mala postura o mantener una misma postura durante mucho tiempo puede cargar demasiado los músculos de la espalda causándonos dolor.

– El estado fisiológico de nuestra musculatura y articulaciones

– El estrés: Los músculos tienden a tensarse en situaciones de estrés lo que facilita que podamos sufrir contracturas con facilidad.

– La alimentación: Aunque la mayoría de la población no tiene en cuenta este factor, la alimentación puede ser determinante en nuestra salud. No comer de una manera saludable puede provocar que nuestro estómago haga peores digestiones o que nuestro hígado tenga que funcionar más de lo normal… Nuestro cuerpo es un todo y está todo conectado mediante nervios, musculatura, fascias, etc.  Estos órganos empiezan entonces a tirar de la musculatura que les sujeta para poder trabajar, y esta acaba afectando a los músculos de la espalda causándonos dolores que nunca imaginaríamos que puedan venir a causa de la alimentación.

-Traumatismo o accidente: Este tipo de dolores pueden ser más fáciles de tratar ya que por lo general sabemos cuál ha sido el origen de la lesión.

 

Muchos de estos dolores de espalda se pueden prevenir. Para ello, lo importante para mantener una espalda sana y un buen estado en general, conseguir un equilibrio entre los diferentes factores que hemos nombrado anteriormente: con un poco de ejercicio, una correcta postura y una alimentación sana podemos mejorar mucho, hay que recordar que el cuerpo es un todo y que todo influye, el dolor es sólo una alarma que nos está indicando que algo no va bien.

Una vez ya estam sufriendo esos molestos dolores, la mejore manera de remitir ese dolor es con una combinaciónde técnicas osteopáticas y masajes fisioterapéuticos para los músculos afectados. Depende mucho de los dolores que tengamos, donde y cómo sean, y cuál sea la causa de estos, lo que valorará el fisioterapeuta osteópata.